Jueves, 29 Octubre 2009

El Asilo del Libro, grabados, carteles y libros antiguos

por David Boscá
No por ser libro tiene que ser bueno. Es bueno leer, pero no toda la lectura es buena, que nadie os engañe. Ahora bien, ¿qué puede haber mejor que disfrutar un libro que realmente te guste?
Desde prácticamente que el hombre (la ministra de igualdad me perdone) es hombre, ha sentido la necesidad de propagar su cultura, sus conocimientos. Paredes, piedras, pergaminos, papel, cualquier soporte era bueno.

Con la aparición de la imprenta, esto se elevó a la enésima, y es en este punto donde empieza la aventura de muchos coleccionistas.

Estamos en el siglo XXI, en la era de la imagen y de la información, con todo el auge de las tecnologías electrónicas que poco a poco van desbancando al papel como primer foco de atención. Afortunadamenete aún queda gente que disfruta con el olor del papel viejo, con la solidez de las antiguas encuadernaciones y gente que lo hace posible.

El Asilo del Libro es todo eso, un lugar dirigido especialmente para coleccionistas, donde pueden encontrar aquellas ediciones curiosas, esos libros valiosos o aquellos descatalogados tan difíciles de conseguir.

El público general también puede sacarle partido a la tienda, porque no sólo comercia con libros carísimos y antiguos, sino que también se pueden encontrar últimas ediciones ( a precios de mercado o incluso más económicos) y libros descatalogados que puedes necesitar para la escuela o la universidad.

Además tienen un montón de láminas y carteles antiguos ( algunos prácticamente inaccesibles para el gran público, otros a precios asequibles) que seguro lucirán fantástico en ese salón tan retro guay que te estás montando poco a poco.

¡Arriba el libro, abajo la televisión! (bueno, alguna…)


En DolceCity Valencia:
El Asilo del Libro

El Asilo del Libro ( Ver plano )

Calle de San Fernando, 14
Tel: 963910060
Web: www.librosantiguosasilodellibro.com

El Asilo del Libro es una librería especializada en libros antiguos. Es un lugar donde acuden los coleccionistas, especialmente en ferias. Allí se pueden encontrar todo tipo de ediciones, tanto antiguas como actuales, así como grabados y carteles.