Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Puedes obtener información más detallada al respecto aquí


  

miércoles, 20 diciembre 2017

Aprender primeros auxilios en Madrid con Rescue Kids puede salvarle la vida

por Jano Remesal

Los primeros auxilios son esa asignatura pendiente de casi todos los padres. Y nunca hacen falta, hasta que hacen falta. Los niños no avisan de un accidente.

Debemos ser conscientes de que los peligros acechan a todos en cualquier sitio, son insospechados y por lo tanto muy difícil de prever. Y la importancia de prever lo imprevisible se multiplica exponencialmente cuando tenemos niños, pues aún no son conscientes del riesgo que supone hacer determinadas cosas en su día a día.

Con este curso de primeros auxilios impartirdo por Yuly Bernardi, coordinadora de Rescue kids con una amplia experiencia en el ámbito infantil, estaremos prevenidos para hacer frente a las mil y una complicaciones que pueden sucereles a nuestros hijos.

El curso aporta los conocimientos necesarios, y está focalizado en aprender sobre las posibles emergencias que puede tener un niño o bebé y saber como regular las emociones, manteniendo la serenidad en situaciones de emergencia. Una vez reguladas las emociones, te enseñan qué hacer y qué no hacer.

Dirigido a madres, padres, cuidadores y profesionales del ámbito infantil, saldrás sabiendo cómo actuar ante atragantamientos, realización de RCP, caídas, golpes, heridas... siempre desde una correcta gestión de las emociones en los momentos de emergencia, que es siempre la clave para que los primeros auxilios surtan efecto.

Puede parecer una cosa menor, que no hace falta... pero los casos de gente que lamenta por no prevenir son numerosos.

En DolceCity Madrid: Rescue kids


viernes, 23 junio 2017

Un manitas para todo en Madrid con Fontaneros Chamberí

por Jano Remesal

Atascos, humedades en baños, roturas de tuberías... los problemas de fontanería que aparecen y desaparecen pueden ser miles, por lo que mejor tener a mano un profesional de confianza.

La de fontanero es una de esa profesiones, oficios más bien, que uno siempre quisiera tener cerca. Tener un marido, un hermano, un suegro o lo que sea fontanero te ahorra mucho dinero en arreglos. Pero no todo el mundo puede tenerlo a mano, así que mejor buscarse uno de confianza cerca.

La idea de esta empresa es reunir a un buen número de profesionales del tema para abarcar una zona concreta, en este caso Chamberí, y así proporcionar todo tipo de servicios de fontanería a los ciudadanos del lugar sin necesidad de que éstos tengan que ir a ninguna tienda física. Llamas, te dan cita, van a tu casa y lo solucionan. Fácil y sencillo.

La calidad está asegurada, si bien lógicamente dependerá del profesional concreto que te toque tal día. La limpieza también, al menos hasta donde yo puedo opinar, y los precios no son mayores por dar ese servicio de atención online y telefónica. Los precios de la fontanería siempre parecen elevados para lo que hacen, pero es que más caro es no llamar al fontanero, al menos a la larga.

Hacen todo tipo de chapuzas, desde pequeños arreglos tipo desatascar una ducha, hasta obras mayores tipo abrir tuberías. Tienen todo tipo de material disponible, incluso un camión que desplazan donde haga falta para arreglar lo que haga falta.

En definitiva, una idea moderna y cómoda en un sector que no suele ser ni moderno ni cómodo, y que sin duda facilita la labor de tener nuestra casa a punto en cualquier momento y situación. No se pierde nada por llamar.

En DolceCity Madrid: Fontaneros Chamberí

viernes, 18 noviembre 2016

Tus muebles como nuevos en Telas del Pozo en Madrid

por Jano Remesal

A los muebles se les coge cariño, pero envejecen, y en algunos casos muy mal. Un poco de chapa y pintura de vez en cuando no les va nada mal, hazme caso.

A todos nos ha pasado que una visita o un familiar nos han llamado la atención sobre ese mueble que lleva toda la vida en nuestro salón o en nuestra habitación y al que ya se le van viendo, literalmente, las costuras. Pero nosotros le hemos cogido cariño tras tropecientos años con nosotros, así que nos resistimos a deshacernos de él.

Cuando a mí me pasa, busco ayuda de un profesional, porque aunque parezca que cualquiera somos unos manitas prefiero no jugármela y que el resultado sea peor que el problema. En los barrios de toda la vida hay negocios de toda la vida, y para cosas tan delicadas creo que merece la pena, aunque el precio siempre sea algo superior.

La idea de esta tienda tipo familiar es sencilla: les cuentas tu problema, y ellos te lo solucionan. Pueden tanto renovarte el mueble y que quede igual que estaba (tapicería similar, mismos acabados) como darle un nuevo aire a un mueble del que ya te has cansado (tú eliges las telas, los bordados, los detalles…).

Los tiempos en este tipo de trabajos son siempre bastante largos, ojo, así que si quieres lucir el mueble en una ocasión especial concreta o es para un regalo, mejor vete con tiempo para no llevarte sorpresas.

La variedad de materiales llama la atención, desde telas normales hasta pieles de todo tipo, pasando por sintéticos y tipo saco. Y como suele suceder en los negocios de tipo familiar, ahí están para asesorarte en lo que haga falta el tiempo que haga falta, que en cosas como esta se agradece.

En DolceCity Madrid: Telas del Pozo

viernes, 11 septiembre 2015

Pon un pez en tu vida con Acuario Ponzano en Madrid

por Jano Remesal

No hacen ruido, no molestan, son bonitos, coloridos y divertidos. Sí, estamos hablando de los peces de acuario. Hay sitios donde te lo ponen muy fácil.

De pequeño casi siempre tuve peces en casa, muchos, con uno de esos acuarios grandes y llenos de adornos que casi gustan más que los peces: ánforas, plantas artificiales, sitios para refugiarse, maderitas... Un poco de todo, y entre esas cosas, colorido y formas graciosas en forma de peces. He decidido volver a poner en marcha mi afición perdida.


Y como casi siempre, en Chamberí encontré lo necesario. Soy muy de comercio de barrio, de eso que ahora llaman "tiendas de cercanía", porque así ayudas al barrio, a gente que de verdad necesita que le apoyes, pero sobre todo porque el trato es mucho más cercano, te sientes como uno diferente, no como uno cualquiera, al entrar en estas tiendas. Acuario Ponzano es de ese tipo de sitios.


Lo primero es elegir el acuario, y aquí hay para todos los espacios y bolsillos, aunque cuanto más grande, mejor, porque si luego deciden poner más y más peces vas a echar de menos espacio demás, pero si al principio quieres tener pocos animales no pasa nada porque les sobre espacio. El siguiente paso, evidentemente, son los peces, y aquí sí que puedes pasarte una tarde entera mirando, remirando, fotos y ejemplares, hasta dar con la familia que quieres formar. Mucho ojo que no sean depredadores unos de otros, claro, pero eso te lo aclaran los expertos de la tienda, que para eso están.

Pero lo que más me gusta de esta tienda es la de posibilidades que te dan para hacer tu propio acuario desde todos los puntos de vista, no sólo el del tamaño y los peces. Hay un mundo en cada acuario en cuanto a decoración, productos, alimentación, características varias, etc, que es tan interesante que dan ganas de comprarse una casa más grande sólo para comprar un acuario a juego. Apetecible afición.

En DolceCity Madrid: Acuario Ponzano

miércoles, 4 junio 2014

Hosten en Madrid: Como el Tiger pero con diseño danés

por Juan Rodríguez

Desde Dinamarca nos llega una tienda dispuesta a redecorar nuestra casa a precio de mercadillo español... pero con productos con el característico diseño danés. Una buena alternativa a Tiger.

Hosten es otro sitio de decoración y/o regalos para el hogar de esos que cada vez nos están haciendo la vida más fácil a la hora de hacer regalitos de última hora a la gente. ¿A quién no le viene bien un detallito para su casa? Aquí tienen una alternativa de diseño danés, y muy colorida, a otros sitios de la competencia de la misma calle, como el conocidísimo Tiger y el llamado Zakka, del que ya te hablamos aquí.


Aquí tienen prácticamente de todo, y todo es tan de diseño, tan mono y tan útil que te apetece arramplar con media tienda. Como los precios son ajustaditos, podrías arramplar con media sin que se te rasguen los bolsillos del pantalón. Tienes bolsos, cojines, bolígrafos de colores, guantes con estropajo incorporado (¡ojo al invento, el frotar va a empezar!), manteles, cremas para el cuidado personal, pastillas de jabón con forma de bailarinas (las zapatillas), telas africanas, fundas para gafas, vasos de fibra de bambú (me encanta su diseño sencillo y su tacto), velitas, jabones en latas con mensaje… ¿seguimos?


Tienen accesorios de ropa, productos de almacenaje (muy chulas sus cestas de picnic y dosificadores de jabón de colorines), productos para el baño, productos para la cocina (su salero me parece demasiado enigmático, pero sus fruteros de colores y, sobre todo, su botella con vaso incorporado; me parecen de premio), productos para el cuidado personal; y objetos decorativos como gallinas de tela, candelabros de colores, farolillos para meter velas, y lámparas con forma de jaula entre otras muchas.


Además, cositas de jardinería, productos para niños (la pizarra adhesiva con tizas me pareció muy práctica; el vaso con un mono pirata, divertido), y muchas cosas de papelería y textil.


De sus cosas de papelería me gustaría destacar las que más me han llamado la atención: los post-its de frutas, los marcapáginas musicales, las minilámparas de lectura y los rotuladores de colores.

En DolceCity Madrid: Hosten



Ver Galería: 7 imágenes »
siguiente página »