Lunes, 19 Octubre 2015

Todas las cervezas del mundo están en Prost Chamberí en Madrid

por Jano Remesal
Buscar una cerveza, tomártela bien fría con algo que le vaya bien de tapa o llevártela a casa para disfrutarla cuando quieras. Todo gira en torno a la cerveza.
La cerveza, ese gran invento que hace que cualquier reunión con amigos o familia sea mejor, siempre, no falla. Y además uno de los productos más consumidos y producidos en todo el mundo. No hay pueblo, región, país o rincón que no tenga su propia cerveza, y eso hace que haya miles de marcas. ¿Por qué beber siempre la misma cerveza? Con sitios como Prost Chamberí no hace falta.



Está ubicado en el Mercado de Vallehermoso, uno de esos macromercados donde se puede comer, beber y hacer compras todo junto que están tan de moda en Madrid últimamente. Eso es bueno, porque no hay que ir específicamente a Prost, sino que puedes ir de tapas y que Prost sea una simple parada más. Una vez dentro, el concepto es el mismo que el resto de establecimientos de este lugar: un sitio donde comer, beber y comprar para llevarte a casa un producto estrella, en este caso cerveza. El ambiente suele ser bueno, pero con mucha gente, y la decoración vintage, como de madera, acogedor.

Porque lo mejor de este sitio es su amplísima carta de birras, las hay de todos los colores, sabores y orígenes. Las hay extranjeras, nacionales, raras, las típicas... las que quieras. Y algo muy de agradecer es que te aconsejan qué marida mejor con cada tipo, así que comerás y beberás sabiendo que has elegido bien. Los precios son los típicos de estos mercados tan de moda, es decir barato no, pero al menos la ambientación, el trato y la amplia carta de bebidas hace que merezca la pena pagar lo que dice la cuenta.


Además de salir de aquí comido y bebido, puedes hacer la compra, llevarte lo que quieras a casa. Hacer la compra lógicamente es más barato que comer allí mismo, y en este caso los precios no difieren mucho de los de una tienda normal. Eso sí, ojo porque el sitio no es muy grande y además sólo abren durante el día, es decir que se va a desayunar, a comer o a merendar, pero para la cena habrá que buscarse otra opción. Mil y una birras siempre es una buena idea, ¡viva la birra!

En DolceCity Madrid: Prost Chamberí