Martes, 1 Abril 2008

AÑOS LUZ de Serrano, luz de vanguardia

por Sandra Gallastegui
Hace años convertí una exquisita jaula antigua en un bodrio de lámpara. ¿Cómo sucedió? Pues, sin querer. Corría el año 1997 y yo me acababa de mudar a Tailandia. La empresa, muy amable, nos dio una prima de instalación muy generosa, con la única condición de justificar las compras. Después de un mes, y de haber desabastecido Bangkok de antigüedades, muebles de teka, sabanas del mejor algodón, mantelerías camboyanas, vajillas de celadón, y otras lindezas del lugar, me enamoré de una maravillosa jaula antigua, de un metro y medio de alto, llena de pagoditas, como el Palacio Real. Como estaba claro que una jaula bajo ningún concepto iba a colar como objeto de primera necesidad decidí hablar con el dueño de “The Red Elephant”, la exótica tienda. Le pedí, un tanto abochornada, si me podría poner en la factura que la jaula era una lámpara. El, después de dar varias vueltas alrededor del precioso objeto, muy pensativo, me dijo que se podría hacer. Al día siguiente la jaula llegó a casa llena de cables y bombillas de colorines alrededor, cual momia navideña, y con una enorme factura rosa en la que se leía: Jaula 300 baths, material eléctrico 10 baths.

Quizás Bangkok no sea el mejor lugar para comprar, efectivamente, una lámpara. Y mucho menos una de diseño. Quizás el mejor sitio sea Madrid, y más en concreto la calle Serrano con su emblemática tienda AÑOS LUZ.

Desde hace 18 años, AÑOS LUZ tiene una de las mayores gamas de iluminación decorativa del mercado
. La impresionante exposición está dividida por zonas de uso: exterior, empotrados de techo, apliques de pared, en suspensión, de sobremesa, y de pié, para que encuentras fácilmente lo que buscas. Y si no lo tienen en tienda puedes echar un vistazo a los catálogos de alguno de sus 250 proveedores.

Tienen lámparas tan diferentes, vanguardistas y de autor como “Lucellino” de Ingo Maurer, con alitas y todo, las originales lámparas de sobremesa y pie “Bach”, las impresionantes lámparas de exterior “Kampazar” que se fijan al suelo con anclajes, o la elegante y sexy lámpara de techo “Gilda” que llama la atención sin necesidad de quitarse ningún guante.

AÑOS LUZ cuenta también con un departamento de consulting formado por profesionales especializados en iluminación, altamente cualificados. Su metodología es la siguiente: conocer el proyecto a fondo, captar la idea que tiene el cliente, estudiar la mejor solución a nivel estético y funcional, y presentarla con planos, y una memoria fotográfica de los aparatos a utilizar. El mejor servicio de asesoramiento para las mejores lámparas.

AÑOS LUZ, para iluminar de la manera más bella jaulas antiguas, y lo que haga falta.

En DolceCity Madrid: Años Luz de Serrano