Jueves, 24 Septiembre 2009

EL MIRADOR DE LA VENTA: Un nuevo clásico de Barcelona

por Ariadna Alcañiz
Hoy es La Mercè. Para celebrar el santo de nuestra patrona qué mejor manera que una visita a este restaurante de nivel situado en el Tibidabo. Un entorno mágico para una feliz diada.
Hacía mucho tiempo que quería ir al restaurante El Mirador de La Venta. Básicamente desde que una buena amiga mía, amante de la buena vida, me lo recomendó, asegurándome que tanto la cocina como el entorno eran inigualables. Tuve que esperar a la visita de un amigo que vive en México para que, en familia, nos decidiéramos a ir. Y debo reconocer que, aunque con ciertos matices, es un sitio muy recomendable.


Empecemos hablando de la comida, pues por algo se trata de un restaurante. Podríamos definir su cocina como catalana reinterpretada, pues contiene toques creativos que lo alejan de la cara más tradicional. Lo primero que llamó mi atención es la brevedad de su carta, incluyendo platos muy concretos que te tienen que apetecer. Sin embargo, no es difícil pues también hay opciones más convencionales, como el carpaccio de Wagyu (Kobe) para empezar o el bacalao con pil-pil para seguir. Menos fáciles de digerir son otros platos más contundentes, como los sepiones con guisantes y tripas de bacalao que alguien de la mesa se pidió y resultaron ser una auténtica bomba, sobre todo teniendo en cuenta que era hora de cenar.


Ahora bien, ésa fue la excepción, pues la mayoría acabamos contentos de la experiencia. A título personal os recomiendo el carpaccio, muy gustoso y completo de cantidad, y las vieiras, de excelente materia prima. También hubo sitio para el postre, que dado el nivel de elaboración, se deben pedir al mismo tiempo que el resto de platos. Yo opté por uno en base a yogur y frutos rojos que, vista la cantidad, abundante, tal vez hubiera sido mejor obviar. Especialmente viendo los petits fours, con unos carquiñolis buenísimos haciendo honor a la tradición catalana.


Todo ello, regado con cava Gramona y disfrutando de un marco incomparable. Y es que no hay duda que uno de los mayores atributos de este restaurante son sus vistas. Además, nos sentaron en la mejor mesa, redonda, desde donde podíamos observar todo el skyline iluminado de la noche barcelonesa. Nuestro amigo que vive en México DF se llevó tan buena impresión que ya quería repetir el domingo. Una lástima que sea el día que cierran.

En DolceCity Barcelona: El Mirador de La Venta

El Mirador de La Venta ( Ver plano )

Plaça del Doctor Andreu
Tel: 932126455
Web: www.restaurantelaventa.com

La Venta es un restaurante centenario situado en el Tibidabo con unas incomparables vistas de la ciudad y que apuesta por el recetario clásico en platos de buena base y mejor ejecución en cocina.