Miércoles, 30 Enero 2008

El Rey de la Magia en Barcelona, ilusiónate!

por Ivana Muntán
No puedo describir mi estado de felicidad cuando de pequeña me regalaron una Caja de Magia Borrás. No sé ni la de horas que invertí en aprender los trucos y el regocijo que suponía para mí que alguno de ellos saliera bien. No sé si debería airear mis trapos sucios pero es que... soy un poco torpe. Aunque nunca me faltó el tesón ni las ganas de aprender.

Después, conforme uno va creciendo deja muchas cosas por el camino y una de las que olvidé fue mi pasión por el ilusionismo. No fue hasta hace un par de años que volví a disfrutar del tema, esta vez como espectadora, en una representación de magia e ilusionismo profesional en un casal del barrio de Sants. Simultáneamente, Hollywood también recobró la magia con películas como El ilusionista y El Truco Final así que, estaba rodeada y ya no tenía excusa: la ilusión surgió efecto.

Fue entonces cuando descubrí El rey de la Magia, la tienda barcelonesa que se dedica desde 1881 (ahí es nada) a la venta, enseñanza y fabricación de artículos para el ilusionismo. Es el establecimiento más antiguo del Estado y se cuenta entre los pocos que no se han trasladado nunca y conservan su apariencia ochocentista original a través de una dedicación y un cuidado extremo.

Libros de magia, naipes, juegos de dados y de monedas, baúles de escapismo, guillotinas, cuerdas mágicas, sacos de evasión, barajas invisibles, las cajitas del mandarín... todo lo encontrarás en su museo y tienda.

No sé qué pensáis, pero yo tengo claro que cuando los tenga, mis hijos van a tener invariablemente un completísimo juego de magia para entretenerse... ¿O para entretenerme a mí?

En DolceCity Barcelona: El Rey de la Magia

El Rey de la Magia ( Ver plano )

Carrer de la Princesa 11
Tel: 933193920
Web: www.elreydelamagia.com

Se dedica desde 1881 a la venta, enseñanza y fabricación de artículos para el ilusionismo. Puedes encontrar: Libros de magia, naipes, juegos de dados y de monedas, baúles de escapismo, guillotinas, cuerdas mágicas, sacos de evasión, barajas invisibles...