jueves, 23 marzo 2017

Top 10 de planes de ocio, gratis o por menos de 10€, esta primavera en Barcelona

por Ariadna Alcañiz

Desde festivales de música a mercadillos vintage, pasando por vermuts artísticos y documentales de moda, Barcelona se llena de propuestas con el buen tiempo. Esta es nuestra selección.

1. Pulpada electrónica

Los responsables del Arume organizaban su pulpada electrónica una vez al mes por distintos espacios del Raval. Pero para el 9 de abril han preparado un fiestón en la Antigua Fábrica Damm que, además de sus excelentes tapas de pulpo, contará con un lineup de excepción con figuras como Sr. Chinarro y Marc Piñol. 8 horas de música y 300 kilos de pulpo para este evento gratuito cuyas entradas anticipadas ya se han agotado. Pero el mismo día pondrán más entradas disponibles en taquilla. Si queréis entrar, ¡id pronto!

2. Palo Alto Market

Desde que empezó su andadura en el Poblenou, este mercadillo “pijo”, pues hay que pagar entrada para entrar y abundan las tiendas de diseño, ha sido todo un éxito. El primer fin de semana de abril llega una nueva edición y, ahora con el buen tiempo, sin duda es el momento ideal de disfrutar de Palo Alto Market. Además de las compras, su apuesta por street-food de calidad lo hace un plan ideal para ir con los amigos y sus conciertos y sesiones de DJ pueden culminar una jornada perfecta al aire libre.

3. De vermut con Picasso

El Museu Picasso de Barcelona acaba de inaugurar la exposición “Picasso. Retratos”, con más de 80 obras que representan al círculo íntimo del genial artista español. Amigos, familiares y amantes son algunos de los personajes que habitan ahora el museo y, para conocerlos bien, desde la entidad han preparado un programa de lecturas dramatizadas a cargo de grandes actores catalanes para que el público las disfrute el domingo al mediodía, vermut en mano. Es una actividad gratuita que empieza a las 12:30 h (se recomienda ir con cierta antelación) y es un anticipo perfecto para disfrutar al máximo de la exposición. Este domingo 26 de marzo Anna Barrachina y Abel Folk interpretarán a los amigos de Picasso en el bohemio Montmartre parisino. La última sesión será el 2 de abril con una lectura dedicada a las mujeres de Picasso. ¡Promete!

4. Mecal

El festival de cortometrajes internacional de Barcelona sigue su andadura hasta el 2 de abril en el Arts Santa Mònica. Todavía estás a tiempo de descubrir los mejores títulos de ficción en pequeño formato este fin de semana, mientras que el siguiente estará dedicado al género documental. La entrada de la jornada es de 5 €, por lo que es un plan asequible y diferente con el que seguro sales inspirado.

5. Lost & Found

Mi mercadillo vintage y de segunda mano favorito vuelve en primavera. Y esta vez solo un día, el domingo 30 de abril en la Antigua Fábrica Damm. Siempre que puedo, voy, pues la selección suele ser buena y es muy fácil encontrar prendas especiales a buen precio. Además, el ambiente también es genial. Un estupendo plan de domingo, y gratis, con el que cobra sentido el popular hashtag #sundayfunday.

6. Moritz Feed Dog

La próxima semana llega el festival de cine documental patrocinado por Moritz. Y estoy feliz pues, pese a la mudanza que se cierne sobre mí en breve, he reservado alguna noche para disfrutar de algunas de las interesantes películas de su programa. Para empezar, la inauguración estará dedicada a Franca Sozzani, la inimitable y elegantísima editora de Vogue Italia fallecida recientemente. Pero hay más documentales atractivos: desde uno dedicado al tímido diseñador Dries van Noten a otro de las bambalinas de la fastuosa gala del Met.

7. Sant Jordi 2017

No hay mejor manera de celebrar la primavera que con la fiesta de Sant Jordi que este año cae en domingo. Un día festivo en el que la mayoría podremos disfrutar de la gran fiesta de las letras y las rosas en Barcelona, paseando por el centro, conociendo a nuestros autores favoritos y recibiendo la rosa de rigor, las mujeres. Es cierto que, en función de los libros, no se trata de un evento gratuito pero disfrutar del ambiente sí que es apto para todos los bolsillos.

8. Palo Market Fest

Tras el éxito de sus citas mensuales con Palo Alto Market, con sus food trucks y tiendas de diseño independiente, el último fin de semana de abril (28, 29 y 30) llega el Palo Market Fest. La ubicación es ahora en la Fábrica Fabra i Coats con lo que crece la oferta en todos los sentidos: más tiendas de diseño (¡más de 200!), más puestos de comida, más música en directo y, una novedad, artes escénicas de vanguardia para una experiencia total. Las entradas anticipadas ya están a la venta.

9. Ir de terrazas en Barcelona

Hace poco recopilábamos nuestro top 5 de terrazas para esta primavera, pero hay muchas más opciones para disfrutar del buen tiempo en Barcelona. Las terrazas de hotel son una fantástica alternativa, pero no hay que olvidar las de a pie de playa o las escondidas en patios interiores del Eixample: oasis urbanos que mejor se disfrutan en esta época del año. 

10. Exposición “Política Retratada”

Acaba de abrir puertas en el Palau Robert esta exposición comisariada por el gran diseñador Jordi Duró y el politólogo Jordi Torrents dedicada a la crónica social y política de los últimos 40 años a través de la obra crítica, satírica e incisiva de 48 dibujantes humorísticos. Una muestra que repasa nuestra historia reciente en clave de humor y reivindica el rol del dibujo humorístico como árbitro de los tiempos.

En DolceCity Barcelona: Museu Picasso, Fabra i Coats, Antigua Fábrica Damm, Palau Robert


miércoles, 22 marzo 2017

THE WILD SPECTRUM: Joyería, cerámica artesanal y textil en Barcelona

por Ariadna Alcañiz

Esta pequeña tienda del Born de Barcelona es el proyecto de Nicoletta Salvo y presenta una singular selección de joyería, cerámica y textil que seducen por su acabado artesanal y sencillo encanto.

Me encanta cuando descubro pequeñas tiendas con encanto como The Wild Spectrum, dedicada a ensalzar el trabajo de artesanos con mucho talento. La descubrí hace unos días paseando por el Born, en concreto, de camino a mi adorado restaurante Nakashita. Y me tuve que detener y entrar al pasar frente a su puerta pues, con una pequeña silla de madera y varias plantas en el exterior, el espacio rezuma magia. Una vez dentro, descubres que se trata de una tienda-taller liderada por la joyera de origen italiano Nicoletta Salvo, quien no solo presenta aquí sus joyas inspiradas en la naturaleza, sino también el trabajo de otros artesanos que, como ella, embellecen nuestro día a día con su trabajo manual y creatividad.

En cuanto a la joyería, a priori no se trata de piezas “fáciles”. Aquí hablamos de joyería de autor y contemporánea; es decir, prima más la voluntad de expresión del creador que las ganas de embellecer a quien lleva la joya con lo que el resultado es mucho más especial. En The Wild Spectrum encontrarás joyas que se inspiran en la Bauhaus por sus ecos geométricos pero, sobre todo, es la naturaleza la que inspira a Nicoletta Salvo para unas joyas de formas orgánicas que acostumbran a ser piezas únicas por su acabo artesanal. Un lujo a nuestro alcance que se puede convertir fácilmente en un nuevo amuleto que lucir a diario, pues entre las joyas de Nicoletta encontrarás tanto diseños llamativos como otros más discretos no exentos de carácter.

Un buen complemento a las joyas son los objetos de cerámica, que ya desde el pequeño escaparate alegran el Born, y a sus viandantes. Piezas sencillas, pintadas a mano, algunas con un toque de humor, otras más bucólicas… cada artesano tiene su estilo y lo imprime en este moldeable material. Y debo reconocer que Nicoletta tiene buen gusto a la hora de escoger quien la acompaña en su tienda pues todo respira una atmósfera homogénea, un encanto sosegado que me hace pensar más en el norte de Europa que no en la cálida Italia. Lo importante, sin embargo, es que funciona y que se ha logrado una tienda de gran coherencia donde encontrar detalles bonitos para tu hogar, o para regalar.

En DolceCity Barcelona: The Wild Spectrum

lunes, 20 marzo 2017

Hotel boutique MIDMOST: Alojamiento de diseño en el centro de Barcelona

por Ariadna Alcañiz

Del mismo grupo que el emblemático hotel de lujo Majestic, nace Midmost en pleno centro de Barcelona para ofrecer un hotel de cuidado diseño y máximo confort en el corazón de la ciudad.

Semana Santa se acerca. Quedan pocas semanas para disfrutar de unos días de vacaciones y si tienes conocidos de visita en Barcelona a los que recomendar hotel, seguro que te interesa nuestro protagonista de hoy. Se trata del hotel Midmost, la última novedad del grupo Majestic, que, aparte del emblemático hotel homónimo en el Paseo de Gracia, presenta otras perlas hoteleras como el Murmuri. Ahora penetran en el corazón de Barcelona con esta apertura sita en la transitada calle Pelayo, donde el circuito de moda rápida es el rey con referentes como la nueva flagship de Zara en la antigua sede del banco Bilbao Vizcaya.

Midmost se inscribe en la categoría de hotel boutique pues su capacidad no es muy amplia: tan solo cuenta con 56 habitaciones y suites. Lógico si se tiene en cuenta que se halla en un edificio característico del Eixample, del cual se mantienen elementos originales que aportan calidez y solera. Sin llegar al cambio de cara experimentado por otros hoteles en esta línea y de reciente apertura como Casa Bonay o el Cotton House, el Midmost es otro de los proyectos hoteleros que se sirve del encanto de las edificaciones con historia de Barcelona para seducir al viajero internacional. Lo que lo distingue es su ubicación en el corazón comercial de Barcelona, al lado de Plaza de Catalunya, un área donde compite con otros hoteles de buen nivel como el Pulitzer.

Además del casi siglo de historia, y savoir-faire, en hostelería del grupo Majestic, el hotel Midmost tiene otros reclamos con los que destacar. Además de un servicio personalizado gracias a contar con un número limitado de habitaciones y suites, dispone de una atractiva azotea con terraza y cocktail-bar donde desconectar tras una larga jornada de turismo, compras o negocios. También su apuesta por la cocina saludable de la mano de Martina Wastl, una australiana que triunfa con sus recetas sanas y creativas y que deja su huella ya desde el desayuno de Midmost. ¡Un buen aliciente para levantarse a probarlo! Otros servicios comunes son la biblioteca lounge y una sala de reuniones con capacidad para hasta 30 personas, sin olvidar las distintas categorías de habitaciones: desde la design hasta las que cuentan con terraza privada o las suites; el Midmost es un hotel que se adapta a todos los viajeros.

En DolceCity Barcelona: Midmost

jueves, 16 marzo 2017

Las mejores 5 terrazas de Barcelona para celebrar la primavera

por Ariadna Alcañiz

Los días se alargan, las temperaturas suben y cada vez apetece más sentarse al sol y disfrutar del maravilloso clima mediterráneo. Hoy os traemos nuestras 5 terrazas favoritas, para todos los gustos.

1. El Jardí

Empezamos por unos de mis mejores descubrimientos del año pasado. Este local semiescondido en el Gótico es un auténtico oasis en el centro de Barcelona, abierto prácticamente todo al exterior. Tomarse algo en su frondoso jardín con tus amigos me parece el mejor plan para dar la bienvenida a la primavera estos días.

2. Restaurante Candela

Para el segundo lugar del podio recurro a un restaurante al que guardo un especial cariño porque ya lleva muchos años dando de buen comer a los vecinos (y paseantes) de La Ribera. Disfrutar de su menú de mediodía de cocina de mercado en su terracita al sol es uno de los mayores placeres en la zona. Y lo digo con conocimiento de causa pues, aunque no lo visito tanto como me gustaría, a la que puedo, siempre me acuerdo de él. Y nunca me ha defraudado.

3. Soho House Barcelona

Turno de otra novedad, el club privado Soho House Barcelona que cuenta con una solicitada terraza con vistas al puerto a la que, lamentablemente, solo pueden acceder los miembros y sus invitados. Aun así, se suceden los eventos (con invitación), por lo que seguro que puedes encontrar alguna excusa para visitar Soho House y descubrir su terraza, habitada por la crème de la crème de las industrias creativas de Barcelona, y del mundo, pues por algo se trata también de un hotel.

4. Restaurante Vivanda

Otro planazo para dar la bienvenida al buen tiempo en Barcelona es este coqueto restaurante de la zona alta. Ubicado en Sarrià, cuenta con un fantástico jardín en el que disfrutar de su amplia carta de cocina clásica española y catalana en base a tapas y platos. Si os animáis a ir, importante reservar mesa en la terraza pues el interior no resulta tan agradable.

5. El Santet

Terminamos este primer repaso de terrazas para esta primavera con otro reciente hallazgo, ahora situado en el Poblenou. El Santet es una bodega donde disfrutar de un aperitivo excelente -atención a su vermut- y unos contundentes platos del día en su amplia y tranquila terraza al sol. Además de la comida, lo mejor es su ubicación pues se halla en una plaza tranquila, alejada de la zona de más bullicio del barrio. Eso les permite organizar buenos saraos de vez en cuando, haciendo de El Santet una de las bodegas más animadas de Barcelona.

En Dolcecity Barcelona: El Jardí, La CandelaSoho House BarcelonaVivanda, El Santet

miércoles, 15 marzo 2017

Restaurante GREEN SPOT: Cocina vegetariana de autor y ambiente de diseño en Barcelona

por Ariadna Alcañiz

Desde su apertura en 2016, Green Spot se ha erigido como el restaurante vegetariano de moda gracias a una carta con toques exóticos y una atmósfera de cuidado diseño e iluminación.

Desde que abrió puertas en la primavera del año pasado, tenía muchas ganas de descubrir el restaurante vegetariano Green Spot. Había leído reseñas entusiastas, conocidas me lo habían recomendado de viva voz… pero entre mi círculo no ha resultado tan fácil encontrar acompañante para ir a descubrir… un vegetariano. Por fin, con motivo del Día Internacional de la Mujer –y si me lo permitís, de la histórica remontada del Barça-, allí fui con las mujeres de mi familia para entregarnos a una cena saludable y sabrosa a partes iguales.

Como antes hicieron otros restaurantes saludables como el pionero Flax & Kale, Green Spot es un vegetariano pensado para todo el mundo, pues presenta una carta creativa, de influencias internacionales, con las que hacer viajar el paladar y descubrir nuevas sensaciones gastronómicas. Yo, que no soy ninguna entendida en los nuevos superalimentos como el kale, me perdía entre sus platos, aunque el servicio es muy amable y resolverá cualquier duda que tengas. La carta se divide en aperitivos, sopas, ensaladas, verduras, del mundo, pasta/arroz y pizzas, aparte de los postres; por lo que, como veis, todo el mundo puede encontrar algo de su gusto. Eso sí, recomiendo ir con la mente abierta: aquellos de gustos muy cerrados y/o conservadores tal vez les puede costar más.

En mi caso, no fui de las más innovadoras y opté, de primero, por la bruschetta con raddichio, setas e higos, un bocado delicioso gracias al contraste de sabores y la excelencia del producto con el que trabajan aquí. En cambio, el dip de guisantes frescos con dukkah que también pude probar, aunque estaba bueno, no me entusiasmó tanto. De segundo, también tiré a lo clásico con los tagliolini con pesto de tomate seco y nueces que también resultó un acierto. Otras tentaciones que llamaron mi atención fueron los tacos de berenjena y calabacín, las quesadillas de kimchi y aguacate o la pizza negra de carbón activado con calabaza, cebolla caramelizada, queso de cabra y pistachos… platos originales y creativos con los que hacerte olvidar que estás en un vegetariano.

Además de la cocina, el restaurante Green Spot seduce también por su fabuloso interiorismo, obra del brasileño Isay Weinfeld y un elemento en común de los locales de En compañía de lobos, responsables del proyecto, así como de otros restaurantes muy "instagrameables" como El Gallito en Barcelona y Ana La Santa en Madrid. Mesas separadas, mobiliario de diseño, jardines verticales y una iluminación tenue y muy agradable son ingredientes que redondean la experiencia y la elevan a un recuerdo singular. Por todos estos motivos, puedo afirmar que Green Spot me ha conquistado y ya tengo ganas de repetir. ¿Quién me acompaña?

En DOlceCity Barcelona: Green Spot

« página anterior | siguiente página »